Posts Tagged ‘libros’

Solar. Ian McEwan

Sábado, Agosto 18th, 2012

Mr Sunsine

Si lees noticias en internet sobre la novela de Ian McEwan te dicen que es una sátira en torno al calentamiento global. Y no, esta novela va sobre un tipo que hace décadas tuvo  una idea genial y por ello recibe el premio Nobel. A partir de ahí, construye la vida, aprovechando el deslumbramiento que producen sus medallas en mujeres, profesionales, alumnos, instituciones, empresas. El tipo es egoísta, glotón, sucio, desordenado, una pésima persona.

Me ha costado leer esta novela. Mucho. No consigo empatizar los personajes, la acción,  ni el intrígulis de ideas que los sostiene.  Se supone que es una sátira sobre científicos, ciencia, calentamiento global, relaciones personales y, en mi ignorancia,  con una sátira entre las manos espero reír y no, nada, ni media sonrisa. Como soy disciplinadita la he terminado.

Con dudas busco la definición de “Sátira” en el DRAE: “Composición poética u otro escrito cuyo objeto es censurar acremente o poner en ridículo a alguien o algo”.

Según la definición estoy algo equivocad: la sátira no ofrece garantías respecto a la risa.

Apreciaciones personales: 

Hasta los mismísimos del calorazo veraniego. ¿ Es esto el calentamiento global? No voy a contar batallitas sobre la temperatura que hacía en los veranos de mi juventud: en verano hace calor y en Murcia más . ¿Qué me cansa? Llevo cuatro meses con las sandalias puestas y es previsible que siga así hasta noviembre. ¡Paciencia!

Divertido: ver en la cuatro las aventuras del Frank de la Jungla. Aventuras televisivas de un cazador de bichos muy malhablado. Según parece sus programas tienen poco rigor científico. ¿No es esto la tele?

Pereza: como no tengo ganas de dibujar pongo la ilustración que Daniel Pudles hace para The Economist.  Podéis practicar vuestro inglés.

Antonio B. el ruso, ciudadano de tercera. Ramiro Pinilla.

Sábado, Octubre 4th, 2008

Antoio B el Ruso

 

Si yo escribiese bien y tuviese la paciencia de ponerme a una novela tendría como estrella de oriente a Ramiro Pinilla.

Después de la trilogía de “Verdes valles, colinas rojas”, las andanzas de Antoñito el ruso me han resultado fascinantes, más que por los hechos que relata por el estilo directo, conciso y elemental que utiliza Pinilla para poner en palabras una vida de desgracia galopante. “El ruso” no podría hablar de otra manera.

 

 

Cuesta de Moyano

Sábado, Febrero 2nd, 2008

 aurora jardim aranha.jpg 
  
Me he comprado un libro, en la cuesta de Moyano, un sitio que me gusta.
Cuesta arriba, cuesta abajo, los quioscos grises esturrean su carga y lanzan el anzuelo del compre, compre con miles de ejemplares libros usados, leídos, firmados por los lectores que se han deshecho de ellos, amarillos por el tiempo.
Compré “las pequeñas causas” de José María de Acosta movida por razones  sentimentales. El libro está reencuadernado  en cartoné,  vestido de una  tela floreada, desvaída, amarilla, manchada, exhausta. En la nueva contraportada hay un sello, exlibris  con el nombre de Aurora Jardim Aranha, la antigua propietaria.
Después de una breve remada por internet sé de ella que es portuguesa, escritora y crítica literaria. Y poca cosa más, luego no es Cervantes. Es más si buscas títulos de sus textos no los encuentras pero sí otras cosas:

http://www.fl.ul.pt/dep_romanicas/auditorio/Bibliotronica/PDF/Poetisas.pdf
Este libro en formato pdf, lo puedes leer si te gusta la poesía escrita por mujeres, estuvo en la misma biblioteca que el mío. Ahora forma parte de una biblioteca universal, digo… virtual.

http://www.livrariamanuelsantos.com/ctemaslp.htm

http://telefonia.no.sapo.pt/radioporto.htm

El libro tiene una dedicatoria de José mª Acosta, fechada en 1927, año en que nació mi madre. La firma del autor subió el precio del libro un poquico. Tiene el olor propio de un libro viejo, huele a vainilla y a tiempo. Leí unos cuantos párrafos a pie de quiosco y me pareció bien escrito. Un año de estos lo termino.
Lo cierto es que en Madrid compramos algunos libros más en la sección de rebajas del Vips de la Gran Vía, nos trajimos media maleta de material impreso.