Pudin de monas

 

Zapeando llegué al Canal Cocina. Allí los Hermanos Panaderos explicaban cómo hacer un pudin de manzana, receta que me vuelve a gustar por eso de  que es un dulce poco dulce.

No sé qué pasó, pero se me pasó un ingrediente básico, o la cantidad de un ingrediente básico: harina. ¿Cuánta? ¿ De qué calidad?  Investigo. Los Hermanos Panaderos se resisten, y su pudin más. Imposible dar con la receta.

A falta de pan buenas son tortas, así que veo un par de recetas de pudin y, dicho y hecho, ¡ He aquí el pudin de monas¡

INGREDIENTES:

  • Medio litro de leche entera.
  • 5 huevos de gallina.
  • 250 gr de azúcar.
  • Ralladura de una naranja.
  • 50 gr de pasas.
  • Chorretón de güisqui.
  • Una mona de Pascua murciana, sin huevo duro.
  • Vainilla.
  • Canela.
  • Corteza de limón, evitando la parte blanca que lo pone todo amargo.

MANOS A LA OBRA

Calienta el horno a 200 grados poniendo la bandeja con el fondo cubierto de agua. Baña la pasas dentro del güisqui.

Caramelo

En una sartén calienta los  50 gr del azúcar con un par de cucharadas de agua. Déjalo hervir con paciencia, llegará un momento en que el agua se evapora y el azúcar se dorará. Vierte el caramelo en el molde, repártelo sin quemarte -el caramelo es tan quemante como el aceite o más- y déjalo enfriar: el caramelo se endurece.

Masa

Pon la mitad de la leche en un cazo, la canela, la corteza de limón y la vainilla. Déjalo hervir un rato. Dale vueltas y vueltas, tendrás un jarabe perfumado y, como jarabe, muy dulce.

Quita la corteza a la mona y hazla trocitos. En un bol  échale encima el jarabe caliente y colado. Añade la leche fría y los cinco huevos. Bate con energía con las varillas. Finalmente echa las pasas, después de sacarlas del güisqui. No te recomiendo que te lo bebas porque estará un poco turbio.

Viértelo en el molde caramelizado.

Ya está, casi. Ahora falta bañarlo con María,  en la bandeja del horno y  durante 45 minutos. Puede que se tueste demasiado por encima, si es así, protégelo con un trozo de papel aluminio. Ahora es cuando veo la ralladura de naranja en el poyo de la cocina y recuerdo aquel dramático día en que mi madre hizo rollos de naranja y olvidó el azúcar.

45 minutos después comprueba que está cuajado con un pincho, si sale seco y caliente, está hecho. Déjalo enfriar. Horas después lo desmoldas y lo colocas en una fuente, plato o similar.

Está muy, muy dulce, quizá porque el pudin está pensado para aprovechar el pan duro, que no está dulce. La próxima vez mermaré el azúcar.

Es una bomba de calorías.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Leave a Reply